HISTORIA

1986
Jorge Subirana llega a España proveniente de Francia. Trae consigo tecnologías de analítica adaptadas a la Enología desarrolladas en Francia desde mediados de los años 70 principios de los 80: la tecnología flujo-continuo, infrarrojo cercano para volumetría de alcohol y potenciometría electroquímica para SO2. A finales de este año se funda Tecnología Difusión Ibérica, TDI.
1992
Se inicia la investigación de los analizadores secuenciales químicos (enzimáticos, colorimétricos) junto a la adaptación de los reactivos enzimáticos liofilizados y la puesta a punto de los reactivos colorimétricos.
1994
Se inicia la comercialización del primer analizador secuencial químico (enzimático y colorimétrico) en España. Aportando una mayor rapidez de análisis, facilidad de uso para el Enólogo y grandes ventajas económicas para bodegas y laboratorios. El primer modelo fue el VPI. Por primera vez una empresa introduce en el mercado enológico el concepto global de máquina + reactivos + servicio y asesoramiento.
1995
Comercialización del modelo Lisa 200, pasando a ser, en pocos años, el analizador de referencia tanto en laboratorios oficiales como en bodegas. Fruto de un gran trabajo de investigación se pasa, rápidamente, de seis parámetros analíticos del inicio a más de 20 parámetros y que TDI actualiza gratuitamente a sus clientes.
1995
Desarrollo de los primeros reactivos enzimáticos liofilizados propios.
1997
Comercialización del analizador modelo Enochem, que se adecua a clientes con menor volumen analítico. Desarrollo de toda una línea propia de reactivos enzimáticos liofilizados y colorimétricos en colaboración con una empresa italiana.
1999
Comercialización del analizador semiautomático modelo Jolly, aportando a las pequeñas bodegas las mismas posibilidades analíticas que las grandes.
2000
Se instalan en Francia los primeros equipos por infrarrojo medio (IRTF), Bacchus I para Enología.
2002
Comercialización del Bacchus I en España.
2004
Pruebas del nuevo modelo Bacchus II.
2005
Introducción en el mercado de la gama Bacchus II.
2006
Después de años de investigación y pruebas, TDI logra industrializar un sistema de filtración rápida para mostos en recepción de vendimias. TDI lo patenta con el nombre Mostonet®.
2007
TDI avanza en el estudio y desarrollo de nuevos reactivos e introduce en el mercado los primeros reactivos líquidos.
2008
Sale al mercado la nueva línea de analizadores químicos de tipo enzimático, colorimétrico y turbidimétrico para vinos y mostos con el nombre Miura. Los Miura aportan al mercado mejoras como la distribución rotatoria, la estación de lavado automático de las cubetas de reacción y lectura, etc.
2010
Continuando con la investigación de los reactivos líquidos del 2007, TDI logra poner a punto los reactivos líquidos de uso directo, aportando gran comodidad y ahorro para los clientes.
2011
TDI pasa a ser propietaria de todos los activos de la sociedad Microdom con quien juntamente habían desarrollado toda la técnica infrarrojos.
2012
Jorge Subirana funda TDIF, filial francesa de TDI, punto de distribución para todo el mundo. La empresa empieza su periodo de internacionalización. En junio, ve la luz el nuevo Bacchus 3.
2013
Año en que TDI afianza la exportación a través de estrechas colaboraciones con distribuidores en Francia, Italia, Portugal, Grecia, Moldavia, Rumanía, Chequía, Hungría, entre otros.